Sobre Estudio Honorio Aguilar

En Estudio Honorio Aguilar llevamos realizando proyectos arquitectónicos desde 1993.

Con esa experiencia a nuestras espaldas, nos posicionamos como uno de los estudios de arquitectura más solventes y efectivos de la provincia de Sevilla.

¡ Síguenos !

Últimas Entradas

Entradas Populares

Rehabilitación en el entorno de la catedral, Sevilla

Escrito por:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

La edificación está regulada por la normativa del Plan General de Ordenación Urbana (P.G.O.U.) del municipio de Sevilla; Su fachada principal la encontramos en la calle Hernando Colón, contando también con una fachada secundaria a un pasaje peatonal, y otra a la calle Florentín. La mayoría de las estancias o salas principales asoman a las dos primeras. El edificio cuenta con cuatro plantas (Baja + 2 ; ático)

El edificio sobre el que estamos trabajando se encuentra en buenas condiciones. La estructura vertical es de muros de carga, y la estructura horizontal está ejecutada con forjados unidireccionales de hormigón apoyados en los muros. Las estancias se encuentran ordenadas en torno a un patio central. En la edificación sin uso definido, se proyecta su adecuación para hacer accesible su entrada por la calle Florentín y el baño de la planta primera.

El edificio cuenta con tres accesos directos desde la calle, una por cada fachada.

El acceso principal se realiza a través de la calle Hernando Colón, constando de un zaguán que a acceso al patio central principal alicatado, entorno al cual se ordenan las estancias. En él se encuentran las escaleras que comunican verticalmente todas las plantas del edificio, desde la planta baja a la tercera, así mismo encontramos también el pequeño vestíbulo al que desemboca la cabina del ascensor. Se completa la planta baja con unos almacenes y una entreplanta que se localizan entre dicho vestíbulo y la entrada al edificio por la calle Florentín.

En plantas primera y segunda, se desarrollan pequeñas estancias en torno al distribuidor que rodea la entrada de luz cenital del patio. Manteniéndose los núcleos de comunicación vertical. Las plantas se completan con unos aseos, sobre lo que sería, en planta baja, la entrada por la calle Florentín.

En la planta tercera encontramos el distribuidor en torno al patio, organizando la entrada a la estancia, a la terraza principal, al acceso de un par de almacenes, y la entrada a otra terraza secundaria ubicada sobre los baños.

El edificio adaptado sigue manteniendo la tipología del estado actual, consistiendo las reformas propuestas en garantizar la accesibilidad del mismo. En el proyecto se incorpora la sustitución de la cabina del ascensor por una de mayores dimensiones que comunique verticalmente todas las plantas. Dicho ascensor, aun no cumpliendo las dimensiones mínimas según la normativa de accesibilidad, consta de una cabina de 134×91 cm siendo las dimensiones mínimas de 140×110 cm.

En planta baja se propone la adecuación del acceso por la calle Florentín a través de una rampa que desemboca en el vestíbulo del ascensor al nivel de las estancias de esta misma planta. Esto conlleva el rebaje, en esta superficie, de los 20 cm de desnivel que se eleva el vestíbulo respecto de la planta.

La incorporación de la rampa de 1,20 m de ancho, provoca el retranqueo de los tabiques de los almacenes, reduciendo su superficie útil. Del mismo modo la escalera que accede a la entreplanta se ve afectada por los cambios de cota producidos viéndose la necesidad de replantearla añadiendo dos peldaños en ángulo.

Encontramos la entrada principal en la calle Hernando Colón, constando de un zaguán que desemboca en el patio central principal alicatado, entorno al cual se ordenan las estancias. En él se encuentran las escaleras que comunican verticalmente todas las plantas de la edificación, desde la planta baja a la tercera. Este patio central comunica igualmente con el vestíbulo del ascensor en el que intervenimos. En planta primera, la adecuación consiste en la reforma del baño para hacerlo accesible.